Usamos cookies para darte la mejor experiencia y personalización de usuario en nuestro sitio y en sitios de terceros. Al seguir navegando en nuestro sitio web, autorizas nuestro uso de cookies. Para obtener más información, consulta nuestra Política de cookies
Cáncer de mama

Cáncer de mama

Por: - 29 abril, 2020
Compartir


El cáncer de mama es un padecimiento muy frecuentemente diagnosticado en mujeres después de los 30 años, a su vez, es también estadísticamente una de las principales causas de muerte.

Cada día existen nuevos métodos y formas de combatir esta enfermedad por medios científicos pero la mejor forma de luchar contra este tipo de cáncer es la detección temprana y la información.

Conoce con nosotros todo lo que tienes que tener en cuenta para cuidar de tu salud y la de los que más amas.

¿Qué es el cáncer de mama?

cancer mamario

La Sociedad Española de Oncología Médica en su publicación Hablemos de el cáncer de mama con Roche define el cáncer mamario como un proceso oncológico donde las células sanas de las glándulas mamarias degeneran y se transforman y multiplican hasta constituir un tumor. 

Existen diferentes tipos de cáncer de mama entre los principales se encuentran:

  • In situ. Se localiza dentro de los conductos de leche hasta el pezón.
  • Infiltrante. Rompe los conductos e invade la grasa de la mama, en este tipo las células pueden llegar a pequeños vasos sanguíneo y linfático de la mama.
  • Lobular. Se originan donde produce la leche.
  • Inflamatorio. Las células cancerosas bloquean los vasos linfáticos lo que ocasiona inflamación en la mama.

El origen del cáncer sigue siendo desconocido pero se han identificado algunos factores de riesgo que podrían aumentar la probabilidad de sufrir esta enfermedad. Entre ellos se encuentran:

  • Edad.
  • Ausencia de embarazos o embarazos tardíos.
  • Predisposición por herencia genética familiar. Los antecedentes se presentan entre un 5% y un 10% de los casos.
  • Tabaquismo.
  • Estrés y ansiedad.

¿Cómo se diagnostica el cáncer de mama?

tumorectomía

Un método muy utilizado para detectar el cáncer de manera precoz es la mamografía, a través de rayos X de baja potencia se pueden localizar irregularidades que pueden indicar alguna de las etapas del desarrollo del cáncer.

No tengas miedo, realizar estas pruebas no suponen peligro alguno y son importantes ya que pueden localizar tumores muy pequeños que tú no podrías por medio del tacto. Las mujeres a partir de los 40 años se deben realizar una anualmente, y las mujeres entre 50 y 69 años, cada 2 años.

Otra técnica que se emplea es la ecografía, funciona con base en ultrasonidos que a su vez generan imágenes para diferenciar los quistes de los tumores.

Si en alguna de los métodos anteriores se detectara un tumor, se deberá realizar una biopsia que consiste en la extracción de una muestra de tejido para determinar el tipo y grado de células cancerígenas.

Autoexploración 

Sabemos que esto puede causar un poco de miedo o resultar doloroso para algunas mujeres, sin embargo queremos recalcar la importancia de realizarlo. Durante la palpación de mamas usualmente el 80% de los nódulos que se detectan son totalmente benignos, sin embargo, notar esos cambios te ayudan a actuar de forma más rápida y tener mejores resultados.

Los pasos para comenzar la autoexploración mamaria son:

  1. Establece un lugar y tiempo para realizar tu palpación sin prisas o interrupciones.
  2. Colócate frente a un espejo con los brazos relajados.
  3. Observa si en la piel se encuentran marcas o pequeños bultos o protuberancias
  4. Ve si tus pezones se encuentran normales en textura, color y no estén hundidos.
  5. Coloca tus manos en la cadera y realiza las mismas observaciones.
  6. Ahora coloca tus manos detrás de la nuca y comienza de nuevo.
  7. Coloca tu mano izquierda detrás de la nuca y con la derecha examina tu lado izquierdo, presiona un poco con las puntas y realiza movimientos circulares.
  8. Repite con el lado contrario.
  9. Realiza una última palpación en el área de la axila.

Si encontraste algo diferente o alguna protuberancia es importante que acudas con tu médico para evaluar la situación. El tratamiento para el cáncer de mama va desde el uso de radioterapia y la tumorectomía donde se hace la extracción del tumor.

Recuerda que tener buenos hábitos y seguir una dieta balanceada es la clave para prevenir esta y otras enfermedades. El tratamiento no solo es para el cuerpo también se recomienda otros profesionales como psicólogos para la salud mental.

El miedo es por efímero, es importante que sepas que existen muchas instituciones especializadas para tratar con éxito el cáncer de mama, solo ten muy en cuenta que un diagnóstico pronto ayuda siempre a una mejor recuperación. Si tienes alguna duda déjanos un comentario. No olvides seguir nuestras redes sociales de Amoni en Facebook, Twitter y Pinterest, encontraras los vínculos arriba de la nota. 

Notas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *