Usamos cookies para darte la mejor experiencia y personalización de usuario en nuestro sitio y en sitios de terceros. Al seguir navegando en nuestro sitio web, autorizas nuestro uso de cookies. Para obtener más información, consulta nuestra Política de cookies
estimulacion temprana

Estimulación temprana

Por: - 11 marzo, 2020
Compartir


¡Que gran etapa es la infancia! No hay nada mejor que acompañar a un bebé a conocer y disfrutar su mundo. La estimulación temprana contempla una serie de intervenciones globales para favorecer y potencializar las capacidades de los niños desde el nacimiento hasta aproximadamente los 10 años. 

La estimulación precoz puede ayudar a los peques a corregir trastornos y combatir miedos mientras desarrollan habilidades de socialización, creatividad y autoestima que pueden ayudar en el transcurso hacia la vida adulta. 

Existen centros de estimulación temprana especializados que pueden ayudar a niños con necesidades específicas pero es totalmente posible que realices desde casa los métodos para estimular la inteligencia de tu bebé 

En qué consiste la estimulación temprana.

estimulación sensorial

La plasticidad del cerebro en las etapas tempranas de la vida permite que los estímulos externos tengan un gran impacto en la psique de los niños.  Existen factores que pueden direccionar la adaptación al entorno, el aprendizaje y el desarrollo emocional en todas las etapas del niño.  

La estimulación prenatal se caracteriza por la aplicación de técnicas que se realizan con el objetivo de trabajar las capacidades sensoriales y emocionales del feto. A partir del segundo trimestre se recomienda acariciar la barriga y hacer masajes ligeros mientras se habla de las expectativas que se tiene a su llegada del bebé. A pesar que el lenguaje no se compartido, las intenciones y la emociones son universales y pueden ser percibidas por él. 

El miedo o el rechazo al embarazo también puede ser percibido por el feto, algunos especialistas señalan que estas situaciones pueden favorecer a conductas destructivas y/o violentas en el futuro.

Un método muy conocido es la estimulación auditiva ya que el vientre materno funciona como caja de resonancia para el feto. Como dato curioso, el primer sentido que desarrolla un bebé es el de la audición. Coloca una pequeña bocina cerca del estómago y reproduce música alegre, ligera y con ritmo. 

En el artículo Música de Mozart y su Efecto Antiestrés en la Etapa Prenatal recomiendan utilizar las piezas musicales de este artista en espacios de 20 minutos dos veces al día.

Desarrollo psicosocial, emocional y motriz.

estimulación auditiva

La Universidad Nacional de Chimborazo en Ecuador menciona que un adecuado sistema de estimulación temprana influye en el desarrollo psicomotor y emocional de los niños.

Desde los colores en el hogar hasta la diversidad actividades pueden favorecer las habilidades de los niños. Algunas recomendaciones para la estimulación de los sentidos son:

  • Compra juguetes de diversos colores y texturas. Elige aquellos que tengan retos intelectuales de acuerdo a la etapa del niño, desde ensamblar piezas hasta organización de piezas.
  • Los instrumentos musicales son de gran ayuda para el desarrollo sensorial y emotivo de los niños. Muchas veces a través del sonido pueden expresar emociones que no logran conceptualizar.
  • La pintura y los colores son ideales para los niños puedan explotar su lado sensible.
  • Los perritos en la casa son también muy recomendables para explorar la otredad, la empatía y los lazos emocionales.
  • Es muy importante el contacto con los niños, jugar con tranquilidad tocando sus pies y piernas, su estomaguito, sus manos y su cabeza puede favorecer a su seguridad y al autoconocimiento. 
  • Las actividades acuáticas son ideales para aprovechar un nuevo entorno estimulante y divertido.

Mindfulness para niños 

Esta técnica de meditación terapéutica sirve a su vez para formar el carácter y fortalecer las relaciones interpersonales. Algunos de los beneficios que pueden obtener son:

  • Regular las emociones.
  • Crear tolerancia a la frustración.
  • Reducir la ansiedad.
  • Ayudar al autoconocimiento.
  • Aumentar la empatía.

Debes crear un vínculo con el niño para poder conocerlo de forma profunda y saber sus verdaderos intereses. Cada niño puede tener una preferencia sensorial diferente, algunos pueden ser estimulados a través del oído, y otros por medio del tacto,  del olfato, de la visión o del gusto. 

Recuerda que siempre debes asesorarte con un tu pediatra sobre las necesidades específicas de tu hijo. La estimulación temprana más importante sin duda son todas aquellas muestras de amor que puede ver, escuchar y sentir el bebé. Si te gustó esta nota déjanos un comentario y no olvides seguirnos en nuestras redes sociales de Facebook y Pinterest como Amoni. 

Notas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *